golfconfidencial
Viernes 19 de Abril del 2019
SUSCRÍBASE A NUESTRO BOLETÍN
TAMAÑO DE LA LETRA 
Maximizar Fuente Minimizar Fuente

Rickie Fowler, sufriendo y venciendo bajo la lluvia

Le costó vencer, quizá porque se dejó ir demasiado. Es cierto que empezó con tres golpes de ventaja y terminó con dos pero en el hoyo 11 lo vio todo negro, como el cielo cuando empezó a descargar tormenta, merced a un doble bogey que encendió todas las alarmas

POR Redacción, 09:06 | 04 de Febrero del 2019

GolfConfidencial.- Los nubarrones del cielo adelantaban lo que podía llegar sobre el campo y dieron el primer aviso a navegantes y en especial a Rickie Fowler: la victoria no iba a ser fácil. El TPC Scottsdale se puso bravo para conocer al campeón de este año del Waste Management Phoenix Open.

Empezó con tranquilidad el norteamericano hasta el hoyo 6, donde tuvo el primer tropiezo con un doble bogey que abrió ligeramente la puerta tanto a Branden Grace, a la postre segundo con una vuelta de 69 (cuatro birdies y dos bogeys) y a Justin Thomas, tercero con 72.

Tras este tropiezo, calma hasta que empezó la segunda mitad de la vuelta y Fowler colapsó en el 11 con un triple bogey más que doloroso, que le hizo incluso perder el liderato al tener continuidad con bogey en el 12. Sin embargo, supo rehacerse y anotarse dos birdies (15 y 17) que lamían en parte las heridas y le daban la calma necesaria para el último hoyo.

Rickie FOwler victoria WM Phoenix Open 2019

Y es que el hoyo 11 fue como la serie, una 'Serie de catastróficas desdichas': llegaba con cinco de ventaja porque ni Thomas ni Matt Kuchar, sus compañeros de partido, encontraban la inspiración, pero una mala salida le obliga a un approach aparentemente fácil al green; sin embargo, la bola cobró vida y en vez de pararse donde debía, siguió corriendo hasta llegar al agua. Primer contratiempo. Lejos de desesperarse, dropa la bola y la deja parada en el suelo para irse al green y estudiar la caída desde su posición pero, al volver, observa cómo la bola se ha movido y se vuelve al agua. Otro dropaje más, otro golpe más y ahora sí, por fin, con acierto, para salvar in extremis el 7. 

🎥 Los problemas de Rickie Fowler en el hoyo 11 🎥

Contratiempo grave al que sumó, como dijimos antes, el bogey del 12 para ver cómo Branden Grace le levantaba el liderato, pero después los dos birdies le devolvieron la calma. Lo tuvo, lo perdió y fue capaz de recuperarlo, superando el que podría haber sido un gran drama.

Más abajo, Bubba Watson recuperaba hasta el cuarto lugar a pesar de terminar con su peor vuelta, un 71 que le dejaba con -12; Jon Rahm remontaba la situación con 69 impactos haste verse metido, otra vez, en el top 10. Otro buen resultado para él, para seguir sumando y al menos terminar con mejores sensaciones que en la jornada previa, donde se vio bastante más descolgado.

Hideki Matsuyama entregó el mismo número de golpes que el vasco y escaló hasta el puesto 15, mientras que otros como Cameron Champ cayó enteros, hasta el puesto 67 (75 golpes).

 

Consulta aquí la clasificación

Fotos: PGA Tour

*Si te ha resultado interesante este artículo, te animamos a seguirnos en TWITTER y a suscribirte a nuestra NEWSLETTER DIARIA.

GolfConfidencial.com


ENVÍE SU COMENTARIO
Lo más leído
CONTACTO
PUBLICIDAD
AVISO LEGAL
Otros periódicos del grupo
AltoDirectivo • RRHHDigital

PadelSpain • El Diario del Bebé • SerComercial
© CopyRight 2010-2019 GolfConfidencial | Todos los derechos reservados