golfconfidencial
Martes 06 de Diciembre del 2022
SUSCRÍBASE A NUESTRO BOLETÍN
TAMAÑO DE LA LETRA 
Maximizar Fuente Minimizar Fuente

Patrick Cantlay y Xander Schauffele reinan de principio a fin en Nueva Orleans

El golf es un deporte predominantemente individual. La mayoría de los jugadores, quizá sin darse cuenta del todo, forman una burbuja en la que sólo hay un puñado de amigos durante la adolescencia. Puede que se generen amistades estrechas a través del equipo de golf de la escuela, pero si las personalidades tampoco congenian allí, puede ser una búsqueda solitaria.

POR Redacción, 10:46 | 25 de Abril del 2022

GolfConfidencial.- El PGA Tour está lleno de grupos de amigos y grandes relaciones, sin duda. Pero a la hora de la verdad, los jugadores deben mirar a través del tee de salida con las anteojeras puestas. Ese amigo, mientras está dentro de las cuerdas, es el enemigo. La crueldad es un requisito previo para el éxito. Por eso Tiger Woods fue tan dominante, sobre todo en sus primeros años.

Sin embargo, hay momentos en el calendario del golf de élite en los que el trabajo en equipo es importante. Donde los jugadores salen de la burbuja y encuentran el aire fresco, los sentimientos y las amistades. La Presidents Cup y la Ryder Cup son las dos más importantes del escenario profesional. Y luego está el Zurich Classic de Nueva Orleans. 

El torneo pasó a tener un formato de equipo de dos jugadores en 2017, y el cambio ha proporcionado algo fresco. Algo divertido. Permite a los jugadores compartir algo más grande que ellos mismos. 

Cameron Smith ganó en 2017 con Jonas Blixt, el compañero de casa de su caddie Sam Pinfold y habitual compañero de partidas en Jacksonville. Volvió a ganar en 2021 con su compatriota Marc Leishman; los dos tienen un vínculo tan estrecho que los hijos de Leishman y el caddie Matty Kelly le llaman "tío Cam".

Patrick Cantlay y Xander Schauffele

El último dúo en prosperar ha sido el campeón de la FedExCup Patrick Cantlay y el medallista de oro olímpico Xander Schauffele. El domingo, culminaron una actuación récord, ganando de cabo a rabo en el TPC Louisiana. Su total de 29 bajo par incluyó un 59 inicial en el formato Four-ball y parecía que iba a ser un paseo cuando un eagle en el séptimo hoyo restableció una ventaja de cinco golpes el domingo.

Pero un par de bogeys de vuelta a la casa club pusieron las cosas un poco interesantes, y la ventaja se redujo brevemente a uno antes de que se reanudara el orden normal. Al final, el margen fue oficialmente de dos golpes sobre Billy Horschel junto a Sam Burns, pero Cantlay y Schauffele nunca parecieron realmente destinados a hacer nada más que ganar. Después de todo, son grandes amigos. El equipo se sitúa cerca de la cima de la métrica "Strokes Gained: Amistad", algo que, según Cantlay, "ciertamente no puede hacer daño" en lo que respecta a su asociación.

Consulta aquí la clasificación

Fotos: PGA Tour

 

*Si te ha resultado interesante este artículo, te animamos a seguirnos en TWITTER y a suscribirte a nuestra NEWSLETTER DIARIA.

GolfConfidencial.com


Tags:  ,  golf,   PGA,   Tour,   Zurich,   Classic,   ,  
ENVÍE SU COMENTARIO